firma completa

NOTICIAS GENERALES

Las noticias más destacadas de los Misioneros Claretianos y de la Iglesia en México y el Mundo

Favia L

EN JUÁREZ Y EN MÉXICO, ¡NO MÁS TORTURA!

Publicado Junio 27, 2019

Por Hno. Sabás Cristóbal García González, cmf

El en marco del Día Internacional de Naciones Unidas en Apoyo a los Sobrevivientes de Tortura, que se conmemora el 26 de junio (2019), el Centro de Derechos Humanos Paso del Norte en articulación con el colectivo de Familias Unidas por la Verdad y la Justicia y miembros de la Pastoral Social de la parroquia Nuestra Señora de la Esperanza, organizaron una jornada para denunciar que la tortura es una violación grave de lesa humanidad practicada por los agentes del Estado mexicano hacia los ciudadanos sin que a los perpetradores se les investigue y castigue.

Durante nuestra estancia en el centro de Ciudad Juárez se repartieron folletos a la población, se les informó acerca de los impactos negativos: físicos, morales, psíquicos, económicos, laborales, así como el desgaste psicosocial de los familiares de las víctimas. Se leyeron algunos testimonios de los sobrevivientes y otros pintaron signos en el suelo porque «la tortura deja huellas imborrables».

Durante once años, el Centro de Derechos Humanos Paso del Norte ha registrado más de 200 casos de tortura. Los perpetradores son policías municipales, agentes ministeriales, policías estatales, policías federales y militares. Estos sometimientos inhumanos se llevan a cabo en casas de seguridad, instalaciones de las Fiscalías y en diversas estaciones de Policía. La manera de operar de todos los agentes policiacos es la misma: desde la detención arbitraria hay evidencias de golpes, patadas, cachetadas, asfixia con bolsas de plástico, ahogamiento, toques eléctricos, insultos amenazantes, para después someterlos severamente e inculparlos de un delito que no cometieron.

Los diferentes casos no son aislados, el modo de actuar es sistemática y generalizada, como si esta fuera la forma de «investigar» de las autoridades. Nos parece perverso e indigente saber que los jueces aceptan estas declaraciones como válidas, a pesar de que las víctimas denuncian la tortura. Más aún, es una ofensa para la ciudadanía que a uno de los responsables de estas crueldades en vez de investigarlo y sancionarlo lo han «premiado» con otro puesto importante en calidad de Director de Seguridad Pública en el estado de Michoacán. Ante estas injusticias cometidas en contra de los derechos humanos y en solidaridad con los sobrevivientes seguimos gritando al unísono: «En Juárez y en México, ¡No más tortura!».

Visto 182 veces

Programa de Radio

anuncio web right

CMF

Acceso CMF

Acceso al área reservada para los miembros de la Congregación.

Acceda con la cuenta proporcionada por el Administrador